Los niños

IMPORTANCIA DE LOS NIÑOS EN LA IGLESIA

Se dice que los niños son el hoy y el mañana de la IglesiaY de la sociedad en general. Son muy importantes por que al igual que los adultos son criaturasde Dios- Asi lo expresa en su palabra (La Blblia); “Y sucedió que a su debido tiempo, Ana concibio y dio a luz un hijo. Y le puso por nombre Samuel, diciendo: “porque se lo pedi a Jehova” (1 Samuel1:20).

Si miramos la escritura observamos que cuando Jesús estuvo en esta tierra le dio gran importancia a los niños y cuando la madres traían a sus hijos a Jesús para que Él les diera su bendición, los discípulos querían impedir que se acercaran al Maestro; pero, Jesús les dijo: “Dejad a los niños venir a mí Y no se lo impidáis, porque de los tales es el reino de Dios”. Y añadió: De cierto os digo que cualquiera que no reciba el reino de Dios como un niño, jamás entrará en él.” (Luc. 18:15,16)

La escritora Elena G. de White nos ayuda a entender mejor el cuidado y amor que Jesús manifestaba hacia los niños, al expresar; “Mientras las madres recorrían los caminos polvorientos y se acercaban al Salvador, Él veía sus lágrimas y cómo sus labios temblorosos elevaban una oración silenciosa en favor de los niños. Oyó las palabras de reprensión de los discípulos y prestamente anuló la orden de ellos. Su gran corazón rebosante de amor estaba abierto para recibir a los niños. A uno tras otro tomó en sus brazos y los bendijo, mientras que un pequeñuelo reclinado contra su pecho, dormía profundamente” (Hogar Cristiano, p. 248).

Con este gran ejemplo de Jesús, los adultos y dirigentes de la Iglesia debemos Amar, Guiar y enseñar a nuestros niños los valores eternos, los que los enamorarán de Jesús y harán que Él sea su mejor y más grande amigo siempre.

Los adultos deben tener en cuenta que cada niño es un mundo diferente, por lo tanto sus necesidades también son variadas. Por lo cual la iglesia debe comprender y suplir las necesidades básicas de los niños en los siguientes aspectos:

Necesidades Físicas: (Espacio)Lugar de reunión para sus actividades. Necesidades sociales: {otros niños) dejar que se relacionen con los demás niños.

Necesidades Espirituales (Enseñanzade la Biblia} Instruirlos en el conocimiento de la Palabra.

Necesidades Emocionales (Amor y Sentido de pertenencia) Amarlos y acogerlos.

Cuando la iglesia acoge, protege y suple estas necesidades los niños sienten que son parte de una gran familia (cristiana), esto los impulsa a permanecer en la iglesia y a prepararse cada día para vivir con Jesús en el hogar celestial como lo expresa el profeta Zacarías: “y las calles de la ciudad se llenarán de muchachos y muchachas, que jugaran en ellas.”(Zac. 8:5)

Ser sensibles a las necesidades de los niños significa que debemos involucrarlos en las actividades de la iglesia, ya que a ellos les agrada participar; debemos organizar programas para ellos e involucrarlos en tantos programas como sea posible.

Estos programas, como se dijo anteriormente deben tener el propósito de hacer sentir a los pequeños felices en su iglesia. La iglesia debe escuchar a los niños para saber cómo se sienten ellos en la iglesia.